Registran nueve encuentros acústicos con ejemplares de vaquita marina

Vaquita Marina
Sección: 
Medio Ambiente

Previo al inicio de la temporada de camarón en el Alto Golfo de California, se registraron nueve encuentros acústicos con ejemplares de vaquita marina, dentro de la llamada "Zona de Cero Tolerancia", lo que confirma que a pesar de que continúa implarable la captura ilegal de pez Totoaba con redes prohibidas, la especie endémica se niega a desaparecer.

El muestreo con los dispositivos de grabación acústica (CPOD), se realizó entre el 7 y 12 de septiembre, aprovechando una baja en la intensidad de la tasa de contagios de Covid-19 en la región, un período largo de marea muerta y adecuadas condiciones meteorológicas.

Los detectores se colocaron sólo en cuatro puntos, instalando un mayor número de equipos en la zona aledaña a la comunidad pesquera de San Felipe, Baja California.

El estudio realizado por el Grupo de Investigación y Conservación de Mamíferos Marinos de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), establece que de acuerdo con los resultados obtenidos, los subsecuentes muestreos, deben incrementar la cobertura a fin de tener mejores probabilidades de detección y mayor potencia estadística para continuar con estimaciones de tendencia poblacional.

"Con el potencial advenimiento de actividades de pesca con redes, es fundamental una coordinación entre autoridades de vigilancia, para lograr una efectiva erradicación de actividad dentro de la Zona de Cero Tolerancia, a fin de cuidar a la vaquita y permitir la continuación del esquema de monitorización acústica", señala.

 

 

La temporada de camarón en el Alto Golfo de California inició el pasado 25 de septiembre, con el establecimiento de la "Zona de Cero Tolerancia" dentro del área de refugio de la vaquita marina, donde no se permite siquiera el tránsito de embarcaciones.

Lo anterior como parte del Acuerdo publicado en el Diario Oficial de la Federación (DOF), donde también se prohibe la fabricación, transportación y uso de redes tradicionales, lo que no se cumple porque no hay artes de pesca alternativas que sean económica y ambientalmente viables para las comunidades.

Los pescadores de San Felipe, Baja California y Golfo de Santa Clara, Sonora, recurrieron al amparo para combatir esta nueva regulación, al tiempo que continúan realizando sus actividades de manera normal, bajando sus embarcaciones menores al mar, lejos del muelle vigilado por la Secretaría de Marina (Semar) y la Guardia Nacional.

Así suena la vaquita marina, ¡Escúchala!:

 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.